Vaselina ecológica: Por qué usarla y tipos

Si continúas constantemente informándote de los productos de belleza naturales que pueden, además de ayudarte en tu ritual de belleza, colaborar en tener un medio ambiente más cuidado, la vaselina dejará de ser un de ellos. Te contamos porqué y las alternativas más recomendadas.

¿Por qué utilizar vaselina ecológica?

La vaselina es uno de esos productos indispensables en nuestro día a día, pero sorprendentemente su origen no es natural. Se obtiene del petróleo refinado, su principal ingrediente es el petrolato. Conocido como jalea de petróleo, a partir de este compuesto se crea la vaselina común.

Utilizada como hidratante, en realidad lo que hace es crear una fina película protectora que evita la deshidratación repeliendo el agua. No estamos consiguiendo nutrir nuestra piel sino que evitamos que transpire, consecuentemente tiene varios efectos negativos.

Al crear esta película protectora por lo que también puede sellar la suciedad. Si estás buscando la mejor opción natural aquí te recomendamos tipos de vaselina ecológica, es decir alternativas totalmente naturales.

Tipos de vaselina ecológica

Los labios suelen deshidratarse con facilidad debido a su exposición a agentes externos. Afortunadamente hay muchas alternativas a la vaselina en el mercado que nos ayudan a hidratar la piel. Productos con aceites minerales con los que evitamos derivados del petróleo. 

Los labios carecen de glándulas sebáceas, por lo que se resecan con cierta regularidad, apareciendo enrojecimiento y sensibilidad. Cuando notamos la sequedad, nuestro primer impulso es humedecerlos con saliva, pero no obtenemos el resultado esperado. Por ello, nuestros productos recomendados como vaselina ecológica son en su mayoría altamente hidratantes, como aceites y mantecas vegetales.

Manteca de Karité

La manteca de Karité como vaselina natural contiene ácidos grasos que nutren y reducen la inflamación de la piel aumentando la producción de colágeno. Obtenida a partir del fruto del árbol que crece de forma salvaje en el África Subsahariana, es perfecta para hidratar la piel e incluirla en otros productos de belleza. Una maravillosa fuente de propiedades para el cuidado de la piel:

  • Hidrata en profundidad manteniendo una piel sana
  • Es rica en vitaminas A, D, E y F
  • Protege de agentes externos como el frío o el calor extremos
  • Repara la piel dañada, ayudando en la regeneración de epidermis, el antienvejecimiento y la cicatrización

Manteca de Cacao

La manteca de cacao es otro gran producto hidratante para la piel, alto en antioxidantes reduce los signos del envejecimiento. Grasa de origen vegetal procedente del haba de cacao, con un suave aroma y sabor a chocolate.

Evita la sequedad de la piel con sus nutrientes y ácidos grasos. Origen de antioxidantes naturales, agrega una capa protectora si la utilizamos para hidratar nuestros labios, ayudando a evitar la sequedad y agrietación.

Además previene y ayuda en la aparición de eccemas, psoriasis y dermatitis. Un potente humectante que nos ayuda a reparar zonas delicadas y marcas en la piel, como estrías o cicatrices

Aceite de coco

aceite coco pelo

El aceite de coco tiene multitud de beneficios, sobretodo para nuestra piel y cabello. Una gran fuente de aceites grasos nutritivos, su increíble capacidad para hidratar la piel, ya que está repleto de omegas, fortalece nuestra piel. 

Como vaselina ecológica nos ayudará a restaurar los labios dañados, ya que su nivel de hidratación es mucho mayor que otros productos.

Al hidratar, nutrir y mejorar la elasticidad de la piel, la protege de daños como estrías. Estupendo para aplicarlo también como loción corporal.

Aceite de almendras

El aceite de almendras es uno de los más conocidos para nutrir la piel, también por el aroma que desprende. Con un olor inconfundible, resulta uno de los ingredientes más utilizados en cosmética natural y será perfecto para tu vaselina ecológica.

Desinflama y cura la piel seca, con herpes o dermatitis. Gracias a su propiedad antinflamatoria. Aplicado directamente sobre los labios con un ligero masaje, si lo dejamos actuar durante un tiempo hasta que se haya absorbido por completo, notaremos la diferencia.

Extraído de las semillas de almendra, ricas en grasas saludables, minerales y vitamina B y E, restauran los labios y protegen la piel.

Aceite de Jojoba

La vaselina orgánica perfecta para el cuidado de la piel. Su textura oleosa ayuda a nutrir el cuerpo. Este aceite, obtenido de las semillas del arbusto con el mismo nombre, se utiliza desde tiempos ancestrales como reparador de la piel, curando, humectando y mejorando su aspecto.

Su alto contenido de antioxidantes y ácido linoléico te ayudará a lucir unos labios perfectos gracias a la regeneración de las células. Si sufres de labios resecos y agrietados, al igual que con otros aceites, tan solo debes aplicar un par de gotas en los labios, realizar un masaje y dejarlo actuar como si se tratase de una mascarilla, hasta que se absorba. 

Cómo hacer vaselina ecológica en casa

Afortunadamente, los ingredientes para poder crear nuestra propia vaselina ecológica o hidratante de labios casero los tenemos al alcance de nuestra mano y resulta sencillo. Recopilamos algunas recetas para tu vaselina ecológica DIY.

Ingredientes

  • Aceite de almendras
  • Manteca de Karité
  • Aceite esencial al gusto

En un tazón pequeño al fuego, calienta 2 cucharaditas de manteca de karité junto a otras 2 de aceite de almendras hasta que estén totalmente disueltas. Cuando tengas el líquido preparado añade 10 gotas de aceite esencial.

Mezcla con suavidad y retira del fuego hasta que la mezcla esté homogénea pero permanezca todavía caliente. Al igual que en el DIY de las velas antimosquitos, no dejes que se solidifique de nuevo, vierte la mezcla en el frasco donde vas a utilizar tu bálsamo. Ya solo queda dejar enfriar para poder utilizarla.

Puedes sustituir la manteca de karité por manteca de cacao o aceite de coco y dejarlos reposar en la nevera. Una vez sólido, podrás aplicarlo en los labios y disfrutar de una hidratación que nunca antes habías tenido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *